Conóceme

¿QUIÉN SOY?

¡Hola! Me llamo Cristina Hidalgo, soy una persona apasionada, comprometida, que le encanta superarse, aprender, inconformista, soñadora, agradecida, valiente, que se cuestiona TODO. Para mí la vida es un gran regalo que se nos ha dado y tenemos el derecho a SER felices, a crear la vida que siempre hemos querido y no la que la sociedad nos impone. Decido VIVIR conectada con mi ALMA, DESPIERTA, CONSCIENTE.

Mis motores en la vida son: “escucharme a mí misma, ser honesta con lo que siento y actuar en consecuencia y coherencia, seguir mi intuición y dejarme fluir con la vida”. Gracias a ellos, siempre he podido encontrar el camino de vuelta hacia mí misma, conectando con mi esencia, alcanzando el equilibrio emocional y la paz mental, física y espiritual.

 Te cuento un poco de mi historia personal….

En el año 2012 me empecé a sentir vacía. En apariencia mi vida era buena, no me podía quejar, lo tenía TODO pero yo me sentía estancada, siempre estaba cansada, estresada, me sentía vacía, me podía observar a mí misma AUSENTE, como si no estuviera en mi cuerpo, durante las conversaciones con amigas o en el trabajo, como si me faltara la motivación y las ganas, estaba desconectada de mi misma.

En 2013 el coaching se cruza en mi camino y decido formarme como coach profesional, “El coaching paso por mí y yo pase por el coaching”, revolucionando mi vida, salió a la luz todo lo que llevaba oculto, tome conciencia de que hasta la fecha había estado viviendo en desconexión conmigo misma, me di cuenta que no me escuchaba y no sabía realmente que era lo que quería, ni quién era. Me había convertido en lo que se supone que se esperaba de mí (como mujer) y no en mi ser auténtico y profundo.

Gracias al coaching, me atreví a saltar al vacío, rompiendo con todo, había dado tanto sin condiciones que no me quedaba nada, me sentía sin energía y vitalidad, mi poder personal estaba fuera de mí, por haberme adaptado en exceso a las exigencias externas, por anteponer las necesidades de otras personas a las mías propias, por mantener relaciones poco saludables, por no saber poner límites claros y decir que no, por no expresar lo que quiero, por conformarme sin más, por necesitar la aceptación externa para sentirme valorada y querida, por ser muy exigente conmigo misma, por querer ser “perfecta”.

Me sentía mal, perdida, con baja autoestima, mi vida no era la que yo quería y yo tampoco, así que fui honesta y coherente conmigo misma y DECIDI emprender mi propio camino hacia mi crecimiento personal, siendo la LÍDER de mi vida, DECIDI colocarme en el CENTRO de mi vida, recuperar mi poder personal, soy la MUJER de mi vida, soy la PERSONA más importante.

Me acepto, me amo, me permito SER.

Cambios y mejoras que he conseguido en mi vida:

  • ¡Mi vida es mía! La creo cada día en función a mis propias necesidades, deseos y expectativas. Persigo mis sueños.

  • Conozco mis valores, mi brújula interna, soy coherente con ellos y los honro cada día en mi vida.

  • Sé quién soy, conozco mis luces y mis sombras, acepto mis limitaciones y promuevo mis cualidades.

  • Atraigo y promuevo en mi vida todo lo que me apasiona, me llena, me nutre.

  • Cuido mi diálogo interno, la relación conmigo misma, me respeto, me trato con amor.

  • Sé lo VALIOSA que soy, no necesito la aceptación y valoración externa para sentirme querida. La única persona a la que me importa defraudar es a mí misma.

  • He recuperado mi CENTRO, mi PODER personal, construyendo mi propia manera de ser MUJER lejos de la mirada patriarcal.

  • Estoy DESPIERTA, vivo en el AHORA, respiro y disfruto de cada experiencia que me trae la vida de manera consciente y respetando mis propios límites.

  • Escucho a mi cuerpo, estando en conexión y reconciliación con mis emociones, pensamientos y sensaciones.

  • He aprendido a identificar el miedo y el estrés, a mirarlo a la cara y enfrentarme a él, a saber gestionarlo.

¿Cómo lo hice?

Me tomé un tiempo para mí misma, para escucharme, para re-encontrarme y re-descubrirme, para conectar con mi singularidad, lo que me hace única y especial, para definirme en función a mis propias expectativas lejos de lo que se espera de mí como mujer en esta sociedad en la que vivimos.

Me dedique a seguir formándome en sex coaching, coaching nutricional, PNL, mindfulness, biodanza…y todo lo que me queda por hacer, mi curiosidad no tiene límites. A seguir mi intuición, a perseguir mis sueños, a probar experiencias nuevas que llamaban a mi puerta, me dedique a danzar la vida, a conectar con la naturaleza, a superar límites, a mirar el miedo de frente, a respirar y caminar de manera consciente, en definitiva a perseguir lo que me llena el alma.

El feminismo, el coaching, crecimiento personal y el aprendizaje son mis pasiones, las cuales han marcado mi vida personal y profesional y me han llevado a crear la vida que quiero. A ser la LÍDER de mi vida, aceptándome y amándome por lo que verdaderamente soy, disfrutando del aquí y ahora de manera consciente, en un continuo proceso de aprendizaje y superación de mí misma.

Tan absurdo y fugaz es nuestro paso por el mundo, que sólo me deja tranquila el saber que he sido auténtica, que he logrado ser lo más parecida a mí misma que he podido

(Frida Khalo)

A partir de todo lo que aprendí, de mi experiencia y la de mis clientas creé el Método Sé la líder de tu vida, con el que ayudo a mujeres a liderar sus vidas con éxito, aumentando su autoestima y amor propio, para crear la vida que siempre han querido.

MIRA CÓMO TE PUEDO AYUDAR